Cupón del 10% de descuento (Agosto)

Tiempo de lectura: 1 minuto.

Queridos/as amigos/as, este mes de agosto te ofrecemos un cupón de descuento especial para suscriptores [ VIAJITO ], que podrás introducir en la página del CARRITO y te aplicará un descuento del 10% al precio total de tu compra (SÓLO HASTA FIN DE MES).

Cupón de descuento 10% - Mes de Agosto

Compra tus Kéfires y aplica el descuento. Entra en nuestro mundo :)

Receta de Batido de kéfir y manzana

Tiempo de lectura: 1 minuto.

Ingredientes

  • 80 g Kéfir de cabra.
  • 100 g Manzana (pelada y limpia).
  • 1 c/c Miel.
  • 1 pizca Jengibre fresco.
  • 1 pizca Canela en polvo.

Elaboración

  1. Pon todos los ingredientes en la jarra y programa velocidad progresiva de 3 a 10 durante 40 segundos.

Consejos

Me acaban de regalar estas navidades el libro de recetas saludables de Silvia Abril “Como a mi me gusta” y esta es la primera receta que hago, que es ideal para el desayuno. La receta original lleva polen de abeja, que he cambiado por miel, y en lugar de jengibre en polvo he usado fresco porque era lo que tenía en casa. Queda un batido espeso, pero muy sabroso y, sobre todo, muy saludable.

Fuente: My Cook (https://mycook.es)

Te recomendamos nuestros nódulos de kéfir

Recetas de Kéfir con frutas, chocolate y frutos secos

Tiempo de lectura: 3 minutos.

Si aún no has probado este nuevo superalimento, no dudes en hacerlo combinándolo con diferentes frutas y dándole una textura diferente gracias a las semillas, cereales y frutos secos.

Ingredientes para 2 raciones

  • 100 gramos de gránulos de kéfir.
  • Azúcar al gusto
  • Fresas al gusto
  • Avena al gusto
  • Frutos del bosque al gusto
  • Chocolate al gusto
  • Kiwi al gusto
  • Plátano al gusto
  • Almendra al gusto

Receta completa

El kéfir es un tipo de alimento que llegó hace relativamente poco a nuestra cocina a pesar de que en la región del Cáucaso, de donde es originario, ya lleva miles de años consumiéndose. El kéfir es muy parecido al yogur, pero no es lo mismo. Ambos tienen en común que proceden de leche fermentada, pero en el caso del kéfir también se añade un producto fermentado vivo: los nódulos o gránulos de kéfir. Estos últimos contienen caseína coagulada, así como levaduras y unas bacterias denominadas lactobacilos. Es por eso que este alimento se considera un probiótico con más propiedades beneficiosas que el yogur, entre las que se encuentran el mantenimiento del equilibrio de la flora intestinal o ayudar a reforzar las defensas inmunitarias.

Elaboración

La elaboración de este producto es muy sencilla y se puede preparar a partir de leche de vaca, de cabra o incluso de bebida vegetal. Lo primero que tendrás que conseguir son algunos granos de kéfir de leche, que podrás encontrar en herbolarios y tiendas especializadas. Estos gránulos tienen la apariencia de una pequeña coliflor y un leve aroma ácido. Tendrás que meterlos en un tarro lleno de leche hasta la mitad, siendo la proporción correcta la de una cucharada por cada cuarto de litro de leche. Luego deberás dejar que fermenten durante un par de días a temperatura ambiente. Poco a poco verás cómo el kéfir y el suero de la leche empiezan a separarse y cuanto más tiempo de fermentación más agrio se hace el kéfir. Finalmente, el kéfir estará listo cuando cueles el líquido con un chino y saques los gránulos. Éstos últimos no los tires, ya que puede reutilizarlos para repetir el proceso y hacer más kéfir.

Otra de las combinaciones que no pueden faltar ahora que el otoño ya está avanzado y las navidades a la vuelta de la esquina es el kéfir con calabaza. El puré de calabaza es muy sencillo de preparar; tendrás que pelar una calabaza mediana y cortarla en trozos pequeños. Límpiala de pepitas y ponla a cocer en un recipiente durante 20 minutos. Cuando haya pasado el tiempo, cuélala y pásala por un pasapurés para obtener una crema homogénea y sin grumos. Echa una cucharada del puré en un pequeño vaso y por encima otra de kéfir. Vuelve a repetir el proceso y decora la parte superior con unos granos de muesli o avena. En este caso, la calabaza es una gran fuente de vitaminas y minerales, mientras que su aporte calórico es muy pequeño.

¿A quién no le gusta la mezcla de chocolate y fresas? Si quieres disfrutar de ella de la manera más sana, aquí tienes tu combinación perfecta. Primero llena el vaso de kéfir hasta la mitad, añade algunos granos de avena y mezcla todo. A continuación, corta un par de fresas en láminas finas y vete colocándolas de forma vertical pegadas a la pared del vaso. Luego coge dos onzas de chocolate amargo, trocéalas y espolvoréalas por encima del kéfir. Por último, pon algunas uvas lavadas y termina con otra onza de chocolate troceada. Si eres de los que pierden la cabeza por el dulce, no dudes en probar esta exquisita combinación.

Si eres amante de los frutos secos, éstos son el ingrediente perfecto para combinar con este lácteo. Puedes probar a poner una base de kéfir y mezclarla con algunas nueces y anacardos picados. Luego, echa otra cucharada de kéfir y esta vez cúbrelo con alguna fruta deshidratada como plátano, mango o coco. Por último, vuelve a cubrirlo con kéfir y espolvorea por encima más nueces y anacardos y algunas semillas de chía. Una forma ideal de consumir frutos secos, que tan necesarios son en una dieta equilibrada y cuyas propiedades permiten reducir el riesgo de padecer cáncer, diabetes y otras enfermedades cardiovasculares y respiratorias.

La última de las combinaciones que te proponemos tiene como protagonista a los frutos rojos, perfectos a la hora de eliminar toxinas y siendo un gran aporte de fibra. Lo primero que tendrás que elaborar es un coulis de cereza, para el que necesitarás 300 gramos de cerezas, 140 gramos de azúcar y una cucharada de zumo de limón. Primero lava las cerezas y quítales el hueso. A continuación, ponlas en un pequeño cazo a fuego suave y añade el azúcar y el limón. Tras 15 minutos, retira el coulis del fuego, cuélalo y deja que se enfríe. Cuando ya se haya templado, echa dos cucharadas en el fondo del vaso y añade otras dos cucharadas de kéfir mezclado con algunas semillas de chía. Por último, añade otra cucharada de coulis de cereza y pon encima algunos arándanos y grosellas y una hojita de menta. Ahora ya tendrás tu kéfir de frutos rojos listo para saborearlo.

Fuente: Bekia Cocina (www.bekiacocina.com)

Te recomendamos nuestros nódulos de kéfir

Sopa fría de pepino y almendras con kéfir

Tiempo de lectura: 1 minuto.

Ingredientes ( 4 personas)

  • 300 g de pepino.
  • 40 ml de aceite de oliva.
  • Hierbabuena.
  • 50 g de almendras tostadas.
  • 100 g de cebolla.
  • 200 ml de leche.
  • 500 ml de agua.
  • 100 g de kéfir de leche.
  • 4 g de sal.
  • Pimienta.

Cómo se elabora

  1. Rehogamos en la mantequilla la cebolla en pequeños trozos hasta que se ablande. Incorpormos los pepinos, la mitad con piel (para que den color) y la otra mitad sin piel, cortados en dados.
  2. Agregamos la leche y el agua, removemos y trituramos.
  3. Añadimos las almendras, la sal, la pimienta y la hierbabuena. Tapamos la cazuela y dejamos cocer durante tres cuartos de hora. Por último, echamos el kefir (o el yogur natural) y removemos. Se come frío.
Fuente: Consumer Eroski (www.consumer.es)

Te recomendamos nuestros nódulos de kéfir

Kéfir de leche de vaca con frutas y nueces

Tiempo de lectura: 1 minuto.

Ya puedes disfrutar de una merienda ligera y muy sana ya que el Kéfir en pequeñas cantidades, es muy bueno para nuestro organismo, en especial para nuestro sistema digestivo.

Puedes disfrutar de esta receta con cualquier fruto seco o fruta, yo he usado la que tenía a mano en casa y la verdad que ha quedado muy rico.

Ingredientes

  • 4 cucharadas de Kéfir de leche de vaca.
  • 1 cucharadita de azúcar moreno de caña o caramelo líquido.
  • Medio plátano.
  • 4 arándanos azules.

Preparación de Kéfir de leche de vaca con frutas y nueces

  1. En un bol como el de la foto o un poco más grande, añadimos los ingredientes por el orden de la lista.
  2. Removemos bien y ya tenemos nuestra estupenda merienda o desayuno.

Mi consejo para que esta receta de Kéfir de leche de vaca con frutas y nueces esté irresistible

Puedes picar todos los ingredientes y mezclarlos bien a modo de batido en vez de tomarlos de manera sólida.

Fuente: Pijiteces (https://pijiteces.com)

Te recomendamos nuestros nódulos de kéfir

Hot Cakes de Kéfir. Receta para el desayuno

Tiempo de lectura: 2 minutos.

Admito que muchas veces me quedo corta de ideas para recetas, pero he aprendido a buscar opciones en todos lados. Hace algunos días llevaba varias botellas de kéfir en mi carrito, y en la fila para pagar, me encontré la revista mensual de la tienda, con algunas ideas de recetas. Me llamo la atención una receta para preparar hot cakes con kéfir de fresa, y al final termine comprado las bebidas y la revista.

Me gustó mucho el resultado final así que decidí compartirlo con ustedes. Son unos hot cakes esponjosos, con un ligero sabor a fresa. Te recomiendo que los sirvas con fresas frescas, o con una salsa de fresas para resaltar el sabor. Además de estar deliciosos, son unos hot cakes muy nutritivos.

Ingredientes

  • 1 taza harina integral
  • 1 cucharada polvo para hornear
  • 1 cucharada azúcar
  • ¼ cucharadita bicarbonato de sodio
  • ½ cucharadita sal
  • 240 ml kéfir sabor fresa
  • ½ cucharadita aceite de canola
  • 1 huevo
  • ½ cucharadita extracto de vainilla
  • fresas frescas para decorar.

Preparación

  1. En un recipiente mediano, mezcla los ingredientes secos: harina integral, polvo para hornear, azúcar, bicarbonato y la sal.
  2. En otro recipiente mediano mezcla el kéfir con el aceite de canola, el huevo y la vainilla.
  3. Agrega los ingredientes secos a los ingredientes líquidos, mezclar con un globo hasta integrar y que no queden grumos (es una mezcla muy esponjosa).
  4. Calienta una sartén pequeña con un poco de mantequilla. Coloca aproximadamente ¼ taza de la mezcla de hot cakes sobre la sartén. Cuando empiecen a aparecer burbujas en los extremos, voltea con cuidado. Deja que se cocine por el otro lado. Repite este paso hasta que se termine la mezcla.

Degustación

Puedes preparar los hot cakes de kéfir, utilizando cualquier sabor de kéfir, nada más cambia el topping para que el sabor armonice. A mí me gusta servirlos con fruta fresca y un poco de miel Maple de buena calidad.

Cantidad: 8 hot cakes | Dificultad: Fácil

Fuente: Directo al Paladar (www.directoalpaladar.com.mx)

Te recomendamos nuestros nódulos de kéfir

Receta de Sopa fría de melón con kéfir y un toque de aceite de mostaza

Tiempo de lectura: 2 minutos.

El melón es uno de los frutos más refrescantes e ideales para calmar la sed. Además es generoso en fibra, vitamina A y E, y actúa como diurético

En estos días de tanto calor las recetas más aclamadas son los platos fríos como las ensaladas, gazpachos en todas sus versiones o sándwiches elaborados con ingredientes frescos y saludables. Todos ellos tienen la habilidad de refrescarnos y hacernos sentir bien, por eso hoy te propongo una original y sabrosa sopa fría de melón con jamón ibérico y un cautivante toque de aceite de hierbabuena.

Para que esta receta sea perfecta, el melón también debe de serlo, procura seleccionar el que más pese, ya que cuanto mayor sea su peso, más zumo y más pulpa. Otra característica para no fallar en la elección, es su olor, debe desprender un aroma agradable y dulce, si no lo tiene, déjalo madurar a temperatura ambiente durante unos días, y en caso de que decidas comprar solo la mitad observa que sus pipas están unidas y cubiertas por sus característica hebras, si presenta huecos o cavidades es que ha sido recolectado y cortado antes de su maduración.

El melón es uno de los frutos más refrescantes e ideales para calmar la sed. Sus beneficios para la salud son muchos: generoso en fibra, vitamina A y E, y potente diurético, actúa en nuestro organismo como un suave laxante. Además, gracias a su alto contenido en agua (90%) embellece nuestra piel limpiando e hidratando nuestro cuerpo, por lo que tenemos antes nosotros una receta fantástica en todos los sentidos.

Dificultad: Baja | Tiempo de preparación: 5 minutos

Ingredientes para 6 personas

  • Un melón.
  • ½ cebolla dulce.
  • 1 yogur griego.
  • 5 cucharadas de leche kefirada.
  • aceite de hierbabuena.
  • virutas de jamón ibérico.

Sopa fría de melón con kéfir

Elaboración

  1. Limpia el melón de piel y pepitas. Córtalo en trozos e incorpora a un bol junto el yogur griego, la cebolla dulce y la leche kefirada.
  2. Tritura con una batidora de mano o un robot de cocina hasta conseguir una crema ligera y homogénea.
  3. Cuando esté lista pasa el resultado por un colador de malla fina para obtener una textura mucho más suave y aterciopelada.
  4. Prepara tu propio aceite de hierbabuena: en un vaso batidor tritura las hojas lavadas de hierbabuena junto al aceite, cuela el resultado para eliminar posibles residuos y vierte sobre tu aceitera. Su duración es de varias semanas y te servirá no solo para esta receta, sino también para darle un toque fresco a tus ensaladas, sándwiches o tostas.

Presenta tu sopa de melón bien fría y acompañada de unas virutas de jamón ibérico con unas lágrimas de aceite de hierbabuena.

¡Refrescante y deliciosa!

Fuente: Es Diario (www.esdiario.com)

Te recomendamos nuestros nódulos de kéfir

La kombucha, la nueva infusión del verano que te hará lucir una piel de diez

Tiempo de lectura: 2 minutos.

Se trata de un té fermentado, preparado con té, azúcar, levaduras y bacterias, que se ha convertido en uno de los grandes aliados détox de este verano.

En la cultura china, se le denominaba el “elixir de la salud inmortal”, desde hace más de 2.000 años. Este té que es un fermento preparado simplemente con té, azúcar levaduras y bacterias, ya empieza a ser tendencia en el mundo healthy y a estar presente en las dietas saludables, sobre todo ahora que llega el verano. Esta bebida parece haber llegado para quedarse, en parte porque desintoxica tu cuerpo, mejora la digestión y ayuda a perder peso, pero también porque tiene numerosos beneficios para la piel. La clave está en los probióticos y enzimas que posee, los cuales se logran gracias a la fermentación del té verde con un hongo de kombucha, conocido como scoby (symbiotic colony of bacteria and yeast).

El kombucha tiene un sabor rico y terroso, pero puede variar mucho según el tiempo que fermente, desde 7 a 30 días. “En estos días de verano, esta bebida burbujeante es perfecta para sustituir los refrescos durante las comidas. Podemos encontrarla de té verde, de frutos rojos, de jengibre y limón, de zanahoria y cúrcuma o de manzana, canela y vainilla, lo que hará que su sabor sea mucho más agradable y la disfrutemos”, explica Nerea Rodríguez, Wellness Expert del hotel Barcelo Portinatx. Además, “también es muy recomendada si estás intentando perder peso gracias a su contenido en ácido acético y polifenoles, que ayudan a conseguir precisamente esto. Eso sí, debe tomarse en su justa medida y sin excesos, ya que contiene cafeína, alcohol y probióticos en alta cantidad”, aclara la experta en Wellness.

Pero más allá de los beneficios que tiene la kombucha para el cuerpo, esta bebida probiótica tiene todo para hacer que tu piel luzca brillante este verano. “Mejora la formación de colágeno y además es muy eficaz tratando problemas como el acné, ya que su acción bacteriana elimina los microorganismos que provocan la inflamación e irritación que deriva en la aparición de los tan temidos granitos” explica Nerea Rodríguez. Entre sus virtudes, destaca su enorme efecto iluminador de la piel gracias a su alto contenido en vitaminas B y C, que mejoran la elasticidad de la piel y la hidratación natural, ayudando a alisar la rugosidad del cutis y consiguiendo un rostro mucho más terso y luminoso.

Es verdad que la manera más usual de consumirla es principalmente por vía oral en forma de té debido a sus numerosos efectos positivos para diferentes órganos vitales, “pero en cosmética también puede usarse en mascarillas, lociones tonificantes, tratamientos hidratantes o acondicionadores capilares”, explica a experta en Wellness.

Fuente: En Pozuelo (www.enpozuelo.es)

Te recomendamos nuestros nódulos de kéfir

Receta de Okroshka de Kefir

Tiempo de lectura: 2 minutos.

Tal y como comenté en el post anterior, quiero compartir con vosotros esta receta tan especial que he traido de mi tierra. Nací en el Cáucaso y he vivido ahí todos los veranos de mi infancia. Vivía en Móscú pero he veraneado casi siempre en casa de mi abuela en Bakú (Azerbayan) en la costa del mar Caspio. Ahí la gastronomía es bien diferente de la gastronomía rusa, por tanto llevo una mezcla de las dos dentro de mi, lo cual me enriquece y me enorgullece un montón :)

Los veranos en Bakú son calurosos, casi como en Barcelona, y con tanto calor no apetece comer mucho, sino todo lo contrario: apetece algo fresquito y ligero. Aqui tenemos el gazpacho que es un remedio fantástico contra el calor veraniego. Pues ahí tenemos “Okroshka” que se prepara con ya conocido Kefir.

Ingredientes para 2 personas:

  • 0,5 l de kefir preparado.
  • 1 patata mediana.
  • 1 pepino.
  • 2 huevos pequeños o 1 grande.
  • 75 g de jamón cocido.
  • cebollino, menta y perejil.
  • ajo a gusto y sal.

Cocemos la patata y los huevos, los pelamos y los rallamos en un bol. Pelamos el pepino y lo rallamos también. Cortamos en trocitos muy pequeñitos el jamón cocido (puede ser pechuga de pollo o de pago cocida) y picamos muy finamente las hierbas. Ahora echamos el kefir y lo removemos todo bien. Si el kefir es muy espeso, añadir un poco de agua hasta obtener consistencia de sopa. Probamos y corregimos a punto de sal y ajo. Guardamos en la nevera y comemos fresquito.

Ya veis, es fácil, sano,  y muy rico. Espero que aprovechéis esta receta para los días calurosos que creo que vamos a tener este verano.

Fuente: La Cocina de Uliana (https://lacocinadeuliana.wordpress.com)

Te recomendamos nuestros nódulos de kéfir

Explican los beneficios del kéfir de cabra para la salud

Tiempo de lectura: 2 minutos.

El estudio de sus péptidos confirma su rol como alimento muy nutritivo y saludable

El kéfir es un producto lácteo fermentado que ha ido abriéndose hueco en las estanterías de postres lácteos de los supermercados y en las baldas de muchos frigoríficos españoles. Hace poco más de una década, tomar kéfir tenía algo de rito iniciático y de saber ancestral compartido, ya que debías conocer a alguien que tuviera el hongo en su congelador para darte una porción que podías utilizar infinitas veces para hacer yougur casero. Por entonces, su uso iba parejo al consabido tándem entre lo sano y natural. Respecto a su rol saludable, los estudios científicos van dando prueba de ello y ahora ha sido un trabajo de la Universidad de Córdoba el que ha estudiado la composición de este alimento. Proteínas funcionales y péptidos bioactivos están cobrando importancia ya que, además de su papel nutricional por ser fuente de aminoácidos, son capaces de ejercer diferentes efectos biológicos específicos sobre el sistema inmune, el sistema cardiovascular o el tracto gastrointestinal.

Concretamente, ha sido un equipo de la Universidad de Córdoba  formado por investigadores del grupo de Bioquímica, Proteómica y Biología de Sistemas Vegetales y Agroforestales y del Servicio Central de Apoyo a la Investigación, liderados por el Profesor Manuel Rodríguez, quienes han caracterizado el peptidoma (conjunto de péptidos) de este producto para abrir las puertas al estudio de las propiedades beneficiosas del kéfir. Su estudio ha sido publicado en Food Chemistry.

El equipo pudo fijarse en 22 proteínas y aplicaron la técnica de espectrometría de masas en tándem a kéfir en tres tiempos de fermentación (a 12h, a 24h y a 36h) para detectar, además de los compuestos beneficiosos, los picos de concentración dependiendo del tiempo de fermentación. Se detectó un aumento gradual del contenido de péptidos hasta las 24 horas de fermentación, donde se encuentra el pico de concentración más alto y comienza a descender.

Una vez controlados los péptidos presentes en el kéfir de leche de cabra y sus cantidades según el tiempo de fermentación, el equipo de la Universidad de Córdoba ha detectado 11 compuestos beneficiosos relacionados con actividad antihipertensiva, antioxidativa y antibacteriana.

Este tipo de estudios exploratorios permitirá que diferentes equipos de investigación sigan profundizando en el conocimiento de los beneficios para la salud de este producto que podría revitalizar el sector caprino.

Fuente: Diario de Sevilla (www.diariodesevilla.es)

Te recomendamos nuestros nódulos de kéfir

Carro Producto eliminado. Deshacer
  • No hay productos en el carro.