Tiempo de lectura: < 1 minuto.

Ingredientes para una persona

  • Medio bote de garbanzos
  • Repollo
  • Cebolla
  • Medio diente de ajo
  • 100 gramos de kéfir de leche
  • Comino en polvo
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Uvas pasas (opcional)

Preparación:

  • Limpia unas hojas de repollo y córtalas en tiras. Cuece el repollo en agua hirviendo con sal durante 10 minutos.
  • Pasa por agua los garbanzos para quitarles el sabor a conserva, es suficiente colocarles debajo del grifo, si quieres quita la piel para que sean más digestivos.
  • En una sartén rehoga la cebolla con un chorro de aceite de oliva y cuando la cebolla este transparente añade los garbanzos, el repollo y un poco del caldo de cocer la verdura y deja que reduzca.
  • Para la salsa: en un recipiente pon, el medio diente de ajo bien picado, el kéfir, una pizca de comino, sal y un chorrito de aceite de oliva y remueve.
  • Sirve los garbanzos y el repollo y añade la salsa a tu gusto. Decora con unas uvas pasas (opcional).
Fuente: Paraíso Rembha (http://paraisorembha.blogspot.com.es)

Te recomendamos nuestros mejores nódulos de kéfir