Tiempo de lectura: 2 minutos.

Esta Crema de Calabaza con llovizna de Kéfir es idónea para el invierno, además estamos en temporada de calabazas y están riquísimas, además de ser muy ricas en calcio, magnesio, manganeso y potasio. Es la perfección nutritiva para cualquier comida de invierno.

Ingredientes de la Crema de Calabaza con llovizna de Kéfir

  • 2 tazas de kéfir de leche.
  • 4 tazas de calabaza, peladas y cortadas en cubos en trozos de 2,5 cm aprox.
  • 2 cebolla, en rodajas finas.
  • 4 dientes de ajo enteros.
  • 2 hojas de laurel.
  • 4 ramitas de tomillo.
  • 1 chile seco.
  • 1/4 taza de champán o vinagre de vino blanco.
  • 1/2 taza + 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra.
  • Ralladura de un limón.
  • 6 tazas de caldo de verduras *.
  • Sal y pimienta al gusto.

Preparación de la Crema de Calabaza con llovizna de Kéfir

  1. Precalienta el horno a 200 °C. En una fuente grande para hornear, combina la calabaza, las cebollas, el ajo, la hoja de laurel, el tomillo, el chile seco y sazona con sal y pimienta. Agrega el vinagre y 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra. Remueve ligeramente y asa en el horno hasta que las verduras estén tiernas y cocidas, aproximadamente 35 minutos.
  2. Retira del horno, retira y desechar la hoja de laurel, el chile seco y el tomillo. Transfiere a una licuadora y mezcla con caldo de verduras hasta que quede suave. Una vez suave, con el motor en marcha, mezcla una taza de kéfir y ¼ de taza de aceite de oliva virgen extra. Ajusta el condimento al gusto y reserva.
  3. En un tazón mediano, combina el kéfir restante con la ralladura de limón, ¼ de taza de aceite de oliva extra virgen, sal y pimienta y reserva.
  4. Sirve en tazones de sopa calientes con un chorrito de la salsa de kéfir sazonada.

Notas

* Si bien el caldo de verduras comprado en la tienda puede funcionar para realizar la receta, siempre es mejor usar caldo de verduras casero.

Fuente: Lifeway Kefir (https://lifewaykefir.com)

Te recomendamos nuestros nódulos de kéfir